Violencia en el 21N: abuso policial, vandalismo y saqueos | ¡PACIFISTA!
Violencia en el 21N: abuso policial, vandalismo y saqueos Ilustración: Juan Ruiz
Leer

Violencia en el 21N: abuso policial, vandalismo y saqueos

Santiago Vega - Noviembre 22, 2019

Policías y civiles heridos. ¿A quién le conviene todo esto?

Compartir

 

Aunque este 21 de noviembre  la mayoría de manifestantes le apostaron a la paz, la violencia surgió una vez más, de manera caótica, en varias ciudades del país. En nuestras redes sociales le pedimos a la audiencia que nos enviaran sus denuncias sobre los casos de vandalismo o de abuso policial. Recibimos decenas de mensajes y uno de ellos es sobre el caso de un joven en Pasto que está luchando entre la vida y la muerte después de que lo arrollara una tanqueta del Esmad. No podemos permitir más episodios como ese.

También se denunciaron muertes de estudiantes en las universidades de Antioquia y la UPTC, como otros supuestos asesinatos, ya desmentidos por grupos y defensores de Derechos Humanos, en Manizales y Bogotá. Una persona que murió en Ibagué, según verificadores de Derechos Humanos, ocurrió al parecer en un hecho al marguen de las movilizaciones.

En Buenaventura, según el ministro de Defensa, Carlos Holmes, “la Fuerza Pública acudió al llamado,  siendo objeto de agresiones violentas, como lanzamiento de piedras y palos. Como resultado del enfrentamiento y, en hechos que son materia de investigación por parte del CTI, se produjo la muerte de dos personas y además resultaron heridos un intendente de la Policía y un infante de Marina”. Sobre la persona del municipio de Candelaria no hay información oficial.

***

En la Policía también nos escribieron por casos en los que agentes resultaron heridos por encapuchados. Este es el video que nos enviaron. Es de Cali y, en efecto, se puede ver cómo un uniformado queda tendido en el suelo después de que encapuchados lo atacaran con piedras. Sobre este caso es importante decir que los manifestantes lo ayudaron y lo rodearon después.

Según el alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, 10 policías fueron heridos, dos de ellos de gravedad. Además, 56 estaciones de Transmilenio fueron atacadas y parcialmente destruidas. En la mañana del 22 de noviembre, sin embargo, varios grupos de ciudadanos salieron a las calles para reparar los daños, borrar grafitis, pidiendo por una movilización pacífica que no quede empañada por la violencia.

A continuación les presentamos las denuncias que hemos recibido y que hemos podido verificar que son ciertas. Todas ocurrieron ayer, durante las movilizaciones del #21N.

Bogotá

Entre los casos más divulgados en las redes social se encuentran el de dos jóvenes, una mujer y un hombre, a quienes la Policía acorrala en cercanías de la Universidad de los Andes y golpea brutalmente. Según información recogida por El Espectador.

En otro hecho similar, un miembro del Esmad, identificado como el agente A. Cardoso con número de identificación policial 109769, golpea brutalmente una mujer. Acá el registro.

En otra grabación se puede observar cómo los manifestantes que pacíficamente llegaban a la 68 con 26 son agredidos y dispersados.

En la ciudad se registraron otros  abusos que uniformados cometieron contra estudiantes y ciudadanos que salieron en las noches a realizar el cacerolazo simbólico contra el Gobierno.

En el siguiente vídeo se puede observar cómo varios uniformados del Esmad golpean a manifestantes en Bogotá. Posteriormente, un vídeo evidencia el estado en el que quedó la mujer que fue víctima del dicho acto de abuso policial.

Aquí se observa cómo resultó de herida la mujer. Los hechos ocurrieron sobre la autopista sur, aunque se dijo que había muerto, DDHH desmintió tal afirmación.

Entre varios videos que circulan como denuncia de los abusos que ha ejercido la Policía en zonas resudenciales, aquí les presentamos algunos en los cuales los uniformados rompen vidrios de casas indiscriminadamente.

Entre otras denuncias, se reporta también la detención y posterior golpiza de varios manifestantes en distintos sectores de la ciudad, desde barrios hasta estaciones y portales de Transmilenio.

En las denuncias se puede observar que los lugares más críticos se encuentran en el oriente, sur y occidente de la ciudad, siendo las localidades de Suba, Candelaria, Ciudad Bolívar y Kenedy.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Esto es terrorismo… Pero de Estado. #brutalidadpolicial # elparosigue #leeylucha

Una publicación compartida de /// La Valija de Fuego /// (@lavalijadefuego) el

Otra ciudades

Además de la grave situación que se ha presentado en Bogotá, en enfrentamientos entre manifestantes y la Policía, en otras ciudades como Cali y Manizales han surgido denuncias muy graves sobre casos de abuso de autoridad así como de casos de saqueo y vandalismo.

Este es uno de los reportes en Cali, donde la situación sigue siendo complicada  y confusa:

 

En el siguiente video se puede apreciar cómo un uniformado en una de las calles de Manizales golpea brutalmente a un joven que caminaba por la zona.

Luego, por este vídeo, supimos que era un menor de edad quien había sido agredido.

En el siguiente video grabado en Manizales también se puede ver cómo un manifestante es capturado y luego brutalmente agredido con un bolillo en el suelo.

Una situación similar se presentó en el barrio Fátima de Manizales, en donde, según quienes graban, golpean a una mujer.

En este video se puede observar cómo policías se enfrentan con manifestantes, al parecer, usando piedras que recogen del suelo.

Acá se observa cómo resulta herido un joven que intentó subirse a una tanqueta del Esmad.

En el siguiente video, ocurrido en la ciudad de Medellín, se puede observar cómo los manifestantes son retirados violentamente.

Una denuncia que recibimos muestra las heridas con las que resultó uno de los manifestantes, quien dice:” en ningún momento estaba haciendo algo distinto a ejercer el derecho constitucional a la protesta. Una fila de 15 motos de policía con parrilleros del Esmad llegaron por detrás y nos atacaron, a mí y a dos acompañantes. El precedente quedó en la cruz roja colombiana.”

dav