Un telar para la memoria, así celebra Bogotá el Día Internacional de la Paz
Leer

Un telar para la memoria, así celebra Bogotá el Día Internacional de la Paz

Juan Pablo Sepúlveda - Septiembre 21, 2018

Más de un kilómetro de tela con mensajes alusivos a la paz arropan el monolito del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación. Se planea hacer lo mismo en el Palacio de Justicia en 2020.

Compartir

Cada 21 de septiembre se celebra en el mundo el Día Internacional de la Paz. Para este año, en Colombia, distintas entitades tanto del sector privado como del público se unieron para planear y respaldar eventos alusivos a la paz y a la reconciliación en todo el país. Dentro de lo que va a suceder en el día —y que seguirá en algunos lugares durante todo el fin de semana—, habrá exposiciones simbólicas, charlas con la ciudadanía, conciertos, eventos gastronómicos y ferias con productos producidos por víctimas del conflicto armado.

Una de las exposiciones que más resalta estará en el Centro de Memoria, Paz y Reconciliación (CMPR), ubicado en Bogotá, donde el monolito que sive como bienvenida al Centro está arropado desde la tarde de ayer por 1.200 metros de telas con historias de paz, reconciliación y memoria. Estas han sido tejidas por víctimas del conflicto armado y organizaciones ciudadanas.

El Cuerpo de Bomberos de Bogotá en la instalación del telar en el CMPR | Foto: Cortesía

 

La idea de la exposición, llamada Última puntada por la paz, es que este lugar se llene de mensajes alusivos a compromisos con la paz y la reconciliación, y que estos vengan tanto de personas afectadas de manera directa por el conflicto armado como por ciudadanos que quieren dejar un mensaje positivo y comprometerse con el bienestar del país. Esta actividad la lideran el taller Constureros de la Memoria y el colectivo Unión de Costureros. Las telas van a estar colgadas en el CMPR hasta el próximo domingo 23 de septiembre.

Virgelina Chará, representante de la Unión de Costureros, coordinadora de la Fundación Asomujer y encargada de la construcción del telar, nos explicó que “Cubrir el monolito del Centro de Memoria es una forma de reivindicación de derechos. Hoy estamos hablando de paz, pero lo que estamos haciendo es para que esta sea hablada desde otro lenguaje: desde la memoria bordada, escrita, cocinada, cantada y la medicina tradicional”.

Foto: Cortesía

 

“Los participantes construyeron con sus manos y permitieron que sus corazones guiaran el tejido que representa el pasado, el presente y el futuro”, añadió Gustavo Quintero, alto consejero para las Víctimas en Bogotá. “Los Costureros de la Memoria son un espacio de construcción colectiva que a través del arte dignifican la vida”, complementó.

La construcción de este telar, según nos contó Chará, es la antesala a un acto simbólico a una escala mucho mayor, que será realizado en el Palacio de Justicia en el Día Internacional de la Paz de 2020. Para esto, primero se hará en 2019 una jornada de 36 horas de marimba y tambor en la Plaza de Bolívar, que servirá como un “despertar y llamamiento a la ciudadanía”, pues en 2020 se piensa cubrir el Palacio de Justicia con 166.000 metros de tela en un ejercicio similar al que se está haciendo hoy.

La entrada del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación | Foto: Cortesía

 

La Misión de Verificación de la ONU también está coordinando un conversatorio que se hará en el Centro de Memoria mañana en horas de la mañana, y sus temas serán las experiencias de reconciliación entre los excombatientes y la ciudadanía y el aporte de las mujeres como constructoras de paz. Además, hoy habrá en la tarde en la Plaza de Bolívar una feria en la que van a participar 80 unidades productivas de víctimas del conflicto armado ofreciéndole sus productos al público.

Gustavo Quintero aseguró que Bogotá –una ciudad que alberga a más de 350.000 víctimas del conflicto, la segunda con mayor cantidad en el país– no puede ser ajena a esta realidad, y que estos eventos sirven para propiciar espacios de diálogo entre diferentes actores sociales que generen reflexión para la reconciliación y la construcción de paz.

Durante el fin de semana también se van a desarrollar eventos y actividades en los Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación (ETCR), que son los lugares donde viven los excombatientes de las Farc que se acogieron al Proceso de Paz: en el ETCR de Dabeiba, Antioquia, habrá programas y talleres de formación profesional y de actividades productivas; en el de San José de Oriente, en el Cesar, habrá una jornada gastronómica para cocinar una “receta por la paz”; y en el de Tibú, en Norte de Santander, está programado un concierto con músicos locales para celebrar el Día Internacional de la Paz.