Los niños están dejando de ir a la guerra | ¡PACIFISTA!
Los niños están dejando de ir a la guerra
Leer

Los niños están dejando de ir a la guerra

Staff ¡Pacifista! - Diciembre 10, 2015

En el último año se redujo 91 por ciento el reclutamiento de menores de edad según el Informe de Derechos Humanos 2015 de la Presidencia.

Compartir

Aunque se enfoca más en asuntos de gestión y menos en el análisis de indicadores, el Informe de Derechos Humanos de la Presidencia de la República presentado el miércoles indica que durante el último año se redujeron 91% los registros de reclutamiento forzado de niños, niñas y adolescentes en Colombia.

Ese es, si se quiere, el dato más relevante que se desprende del documento que, por primera vez desde 2015, formula el Gobierno Nacional para consignar los resultados del trabajo alrededor de los derechos humanos que se ha adelantado desde la Consejería Presidencial sobre la materia, creada en 2014.

En la presentación que se llevó a cabo en la Casa de Nariño, el presidente Juan Manuel Santos destacó otros datos que, si bien están apenas enunciados en el  informe, son a juicio del primer mandatario, la expresión de que “somos un país más seguro y, por lo tanto, más respetuoso de los derechos humanos”.

Y es que según los datos recopilados por la Presidencia, Colombia tiene en la actualidad la tasa más baja de homicidios de los últimos 40 años. A eso se suma una disminución en los casos de desplazamiento forzado que ronda el 80 por ciento y la reducción de los secuestros casi a la mitad. “Todos estos son indicadores de un país que cada día se resigna menos a convivir con los horrores de la violencia”, dijo Santos.

Sin embargo, al abordar la situación de los derechos civiles, el informe se centra en el reclutamiento forzado de menores de edad con base en tres fuentes estadísticas desde las cuales se abordó el periodo 2004-2015.

De acuerdo con el informe, una de ellas, el Sistema de Alertas Tempranas de la Defensoría del Pueblo indica que este año son 13 los municipios del país en los cuales se advirtió sobre riesgo de reclutamiento. Esa cifra es casi la mitad que la consignada en 2014 por la misma entidad cuando fueron 34 los municipios con casos identificados, y muy inferior a los dos picos más altos del periodo analizado: 2008 y 2012 con 63 y 62 respectivamente.

Otra de las fuentes es la base de datos sobre niños desvinculados del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar. De acuerdo con sus indicadores, el número de menores que han salido de grupos armados y han sido atendidos en el marco del programa con que cuenta la entidad para ese propósito también ha descendido en el último año. En 2014 se registraron 100 casos y en el primer semestre de 2015 se habían contabilizado 20.

Pero el dato más concreto es el que ofrece la Red Nacional de Información de la Unidad de Víctimas. De acuerdo con esos registros, entre enero y octubre de 2015 se contabilizaron cuatro casos de reclutamiento de niñas, niños y adolescentes. En cambio, en 2014, el número ascendió a 43 casos. Esa diferencia representa una disminución de 91%.

Los avances, a juicio del Gobierno, responderían “por un lado, a los esfuerzos institucionales y, por otro, a decisiones y procesos tales como la terminación del conflicto armado con las Farc, que favorecen su disminución”, dice el informe.

En cuanto a los retos que persisten frente a ese flagelo, el documento destaca la importancia de impulsar el monitoreo de dinámicas de riesgo asociadas al reclutamiento, la utilización y la violencia sexual. Es a esa problemática hacia donde se enfilarían los esfuerzos en un escenario en que las guerrillas dejen de ser las principales partícipes de la vinculación de los menores en la guerra.