Una charla de política con Los Amigos Invisibles | ¡PACIFISTA!
Una charla de política con Los Amigos Invisibles Foto: Amigos Invisibles
Leer

Una charla de política con Los Amigos Invisibles

Laura Sierra Musse - Julio 3, 2019

Hablamos con una de las grupaciones más importantes de Venezuela a propósito de los 25 años del Rock Al Parque.

Compartir

“Es momento de agradecer al Rock Al Parque por esta invitación. Que sean muchos años más de ser un festival ejemplar.

 Esta parte del show va dedicada al amor y especialmente a los venezolanos que están aquí, sin antes agradecer a Colombia por querernos panas… Todo pasará, esperamos  llevar a los colombianos a nuestra Venezuela bella que teníamos antes”.

Así decía Julio Briceño, el vocalista de Amigos Invisibles luego de cantar su famosa canción Cuchi Cuchi en medio de su concierto en el Rock Al Parque, evento en donde ya han participado por tercera vez. La primera fue en 2001 y luego siguió la del 2007.

Esta agrupación venezolana conformada por Julio Briceño, José Rafael Pardo y Juan Manuel Roura, que combina el funk, con acid jazz y el Techno merengue ya se ha convertido en toda una leyenda en Rock Al Parque, y por eso fue uno de los principales artistas que hizo parte del maravilloso cierre final del evento con la Orquesta Filarmónica de Bogotá.

Los Amigos se han caracterizado por tener en sus letras ese toque jocoso y de doble sentido que prende el escenario con solo su puesta en escena. Y  Bogotá no fue la excepción, el público se mostró muy animado a pesar de las horas esperándolos y de la lluvia que ya había pasado.

Horas antes de llegar al Simón Bolívar y de tocar a las 8 de la noche en el escenario Bio,  nos reunimos con ellos en el  hotel donde se hospedaban para hablar un poco de su trayectoria musical y de la situación actual de su país Venezuela, el cual está pasando por una de las crisis humanitarias más graves en el mundo.

Todas las fotos tomadas por: Macuma

¿Qué piensan de la xenofobia que muchos de sus compatriotas están viviendo en gran parte de Latinoamérica a causa de la crisis migratoria? 

Julio Briceño, vocalista: Yo creo que es algo comprensible que exista esa xenofobia en muchas partes del mundo, pues esta ola de migrantes es una de las más grandes en comparación a la que hubo hace unos ocho años atrás y que en mayoría fueron venezolanos que tenían un gran poder adquisitivo.

Ahora, las personas al ver que llegan personas más humildes ven esto como si les estuvieran “invadiendo” sus países.  Pero creo que se está olvidando algo muy grande y es que el humano siempre ha migrado y así se ha creado esta sociedad. Falta ponerse en los zapatos del otro.

José Rafael Pardo, bajista: La gente está muy marcada con el tema de la identidad, que si la arepa es venezolana, que si es colombiana, o que si el alma llanera es colombiana o venezolana. Es darle relevancia a temas innecesarios. Todos somos la misma cosa.

¿Qué le dirían a esa parte de la población que estigmatiza a los venezolanos?

José Rafael Pardo: Que se relajen. Mira, hoy estás arriba, como puedes mañana estar abajo.  A nosotros en Venezuela nos pasó así durante toda la época donde Sur América era toda dictadura y en Venezuela los recibíamos. Probablemente había unos xenófobos venezolanos, en mi familia no lo había, pero seguro otros sí lo eran. Pero esos actos se devuelven.  No es difícil imaginar que en otros países de Latinoamérica venga un loco a dominar el territorio.

Juan Manuel Roura, baterista: Es importante que entiendan que a muchos venezolanos les tocó venirse porque no había otra, no lo están haciendo por placer. También, lo ideal es escucharlos, que escuchen la verdad de lo que está pasando en Venezuela, sobre todo teniendo un militar con ese mensaje de odio.

Julio Briceño: Sí, escuchar y entender que el que lo vivió, no lo quiere vivir de nuevo. Por eso están migrando. Tomen ejemplo, después, cuando ustedes vayan a la ciudad no cometan el mismo error. Porque puede estar cada vez más cerca.

Estos venezolanos que estamos viendo, son gente muy humilde que ve un futuro incierto. Son gente que se está jugando la vida. Gente que le da miedo salir con un par de zapatos por el temor de que te peguen un disparo para quitártelos.

Para ellos salir a trabajar, casarse, tener una casa y un carro es cada vez más complejo. Yo sé que cada vez es más difícil en el mundo hacer esto, pero en Venezuela parece imposible soñar con eso.

Juan Manuel Roura: Más que una disputa de ideologías, es aprender. La gente se tiene que educar acerca de quien los está gobernando y los que quieren gobernar.

¿Creen que de alguna manera, aunque su discurso musical sea picante y coqueto, tiene algo político detrás?

Julio Briceño: Yo siento que Latinoamérica siempre ha sido así, con ese toque súper sensual y de doble sentido. Creo que el latino es muy de fiesta, de tomar y de pasársela bien. Es algo que está en el día a día. Así como también están los artistas que le componen a los problemas sociales, nosotros nos vamos por otra honda.

Nosotros desde el principio dijimos que queríamos tener una banda para montar fiesta, funky, acid jazz,  boogaloo latino y desconectarnos un poco de la realidad loca.

Al principio sí nos decían “¿y la política cuándo la hablan?” nosotros decíamos: “pues mira, la política la muestran tres veces al día. Hay un canal de 24 horas para eso y nosotros no hablamos de eso”.

Pero fíjate que esto va mucho con la ideología de toda Latinoamérica, porque de alguna manera conectábamos con la gente. Muchos se nos acercan y nos dicen “me encanta porque es como de fiesta, sensualón y sabrosón”. De alguna manera así unimos a la gente.

José Rafael Pardo: Nosotros en nuestros inicios hacíamos techno merengue un poco para reírnos de la realidad. El techno merengue era como lo urbano ahorita. Pero curiosamente en esa época hicimos la canción El Sobón, que es sobre un pana nuestro que se pasaba de acosador. La letra decía:

Yo le digo a las nenas que vayan con cuidado
Porque este joven anda muy disimulado.
Si tienen su pareja, a él nunca le ha importado
Para este tipo de cosas, él viene preparado.
No le teme a los novios ni que carguen espada
Y mucho mas disfruta con las niñas casadas.
Si tu no le has hablado ten mucha precaución
Porque al muy descarado le dicen el Sobón.
Y soba que soba y soba. Ayyy! el Sobón!!
Y soba, y soba. Ayyy! el Sobón!!
El Sobón, El Sobón!!

Si pones esta canción en un contexto social, mira la problemática que hay detrás, y si vieras que ahora muchos nos dicen que se conecta con la honda del Me Too, con todo lo que pasó con las mujeres. Y pues pareciera una tontería, pero digamos que sí ha habido algo de apuntar a temas sociales desde una levedad, desde haciéndote el pendejo, de que no te interesa mucho afectar socialmente a la sociedad, pero sin quererlo lo haces.

Julio Briceño junto a Laura Román cantante principal de la banda bogotana Durazno

¿Para ustedes qué significa la paz?

Julio Briceño: Yo la paz la definiría como respeto ajeno básicamente, que tu respetes y que te respeten.

Juan Manuel Roura: Yo igual.

José Rafael Pardo: Bueno, pues la paz pareciera ser algo fácil que todo el mundo entiende, pero no. La verdad es que todo el mundo está tendiéndose a plomo o cayéndose a plomo por las redes sociales.

Juan Manuel Roura: Sí, el entendimiento de la paz cada quien lo traduce a su manera. Por eso es tan complicada y es difícil encontrarla. Básicamente, que cada quien esté en su vida y que no joda a los demás y que los demás no jodan.

José Rafael Pardo: Yo pienso que la paz es un concepto que con el tiempo va evolucionar y eventualmente dentro de 5 mil millones de años se va a dar.

Julio Briceño: ¿Tanto tiempo?

Preguntaba Julio con un tono de broma, pero José con risa concluyó

“Pues si es que el calentamiento global no nos destruye, yo creo que lo vamos a lograr jajaja” terminaba con gracia la entrevista José.

‘Mentiras’ fue la canción con la que cerraron la ceremonia especial con la Orquesta Filarmónica de Bogotá.

Los Amigos Invisibles cumplen, al igual que Rock Al Parque, 25 años de trayectoria musical. A lo largo de ese camino han lanzado 10 discos de estudio, han sido merecedores de un Grammy Latino y han recibido múltiples nominaciones en las que se incluye el Grammy Americano.

Los Amigos luego de su paso por Colombia seguirán con su gira por México, Santo Domingo, Estados Unidos, Argentina y Chile.