PACIFISTA! presenta: AFUERA | ¡PACIFISTA!
PACIFISTA! presenta: AFUERA Imagen: Staff Pacifista!
Ver

PACIFISTA! presenta: AFUERA

Staff ¡Pacifista! - Mayo 14, 2020

VIDEO | Aunque vivimos en medio de una pandemia, desde hace varias semanas para millones en Colombia esa dejó de ser una opción. Así se ve y se oye la vida en las calles de Bogotá.

Compartir

¿Quédate en casa? Aunque estamos en medio de una pandemia, para millones en Colombia esa dejó de ser una opción hace varias semanas.

¿Teletrabajo? No existe para el 12,6 % de los colombianos desempleados, ni para los 5,7 millones de trabajadores informales que de un día para otro se quedaron sin fuentes de ingreso y deben salir a rebuscar. O para los campesinos que surten las plazas y mercados del país. ¿Reinventarse? Para 13 millones de colombianos que viven en la pobreza la meta de todos los días es hallar una nueva manera de sobrevivir, y ni hablar de los 3,5 millones que no tienen siquiera cómo suplir sus necesidades básicas.

Quedarse en casa es para los que tienen casa, no para los 10 mil habitantes de calle que deambulan por Bogotá y otros 13 mil en todo el país. No para los que viven en piezas y pagadiarios, muchos de ellos mayores de 65 años que no tienen fuentes de ingreso propias y viven de pequeños subsidios y caridad. Así viven la mitad de los ancianos en Colombia.

Quedarse en casa puede ser una sentencia definitiva para más de 2 millones de colombianos que sufren depresión, para cuatro de cada diez mujeres colombianas que sostienen solas a sus familias, para 37.000 recicladores, para casi 7 mil mujeres que ante la falta de empleo viven de la prostitución en Bogotá.

Salir a la calle es la única alternativa para muchos de los 1.8 millones de venezolanos que tienen su verdadera casa en Venezuela, que tuvieron que huir para siempre, y todavía más para 1.025.000 que permanecen casi invisibles y de forma irregular.

¿Por qué hay tanta gente afuera? Se preguntan muchos desde sus ventanas. Estas imágenes, estas voces, son testimonio de quienes, sin una renta básica, deben buscarse la vida entre las calles vacías, de quienes no pueden esperar al subsidio de mañana ni al del próximo mes, de quienes no tienen entre sus planes encerrarse para morir de hambre, de enfermedad o de depresión. Estar afuera es un riesgo alto, la apuesta es la vida misma, pero luchar afuera es tal vez el último patrimonio que les queda.

PACIFISTA! presenta ‘AFUERA’