“No más líderes sociales asesinados”: un mensaje latente en Rock Al Parque Estos espacios, dijeron los líderes afro, nos deben hacer reflexionar sobre los asesinatos contra líderes. Fotos de la manifestación afro: Darwin Torres.
Leer

“No más líderes sociales asesinados”: un mensaje latente en Rock Al Parque

Staff ¡Pacifista! - Julio 2, 2019

"Nosotros, al igual que el Rock Al Parque, cumplimos 25 años de lucha en Colombia", dijeron los líderes sociales afro.

Compartir

“Seguramente lo van a chiflar”. “Juanes no es Rock”. “Esperar ocho horas para ver a Fito y tener que aguantarse a Juanes, qué mamera”. Estas fueron las frases sueltas de cientos de asistentes que se mojaron, poguearon, pasaron horas sin comer e ir al baño para ver a Fito Páez y a la Orquesta Filarmónica de Bogotá en el cierre de Rock Al Parque —sí, se ha dicho muchas veces, pero es importante: el festival gratuito más grande de América Latina —. 

El festival celebró sus 25 años con una combinación de rock, pop, metal, punk y géneros alternativos como el de Silverio, que es difícil de clasificar. En ¡Pacifista! cubrimos los tres días de Rock Al Parque, observando y escuchando. Nos interesó la audiencia, particularmente. Los movimientos feministas, ambientalistas, políticos, todos se articulan en la música y por eso la anécdota de Juanes es importante:Las personas que tenían bajas expectativas terminaron aplaudiéndolo, no solo porque tocó canciones de Ekhymosis o porque hizo un cover de El temblor con Zeta Bosio — bueno, eso y que tocara Seek and destroy de manera impecable fueron elementos importantes para el público — sino porque hizo alusión a un tema sensible: la violencia en Colombia, esa que aparece a veces con forma de asesinatos de líderes sociales, de mujeres o con masacres y bombardeos.

Juanes en Rock al Parque. Foto vía @SpotifyColombia

 

Hubo un momento en el que Juanes dejó de tocar para hablar sobre el video viral de los hijos de María del Pilar Hurtado, ese mismo en el que hizo que por unos días fuera tendencia el municipio de Tierralta, Córdoba. Ese mismo que demostró la fragilidad de los líderes sociales en Colombia. Recordemos: María del Pilar fue asesinada, al parecer por el Clan del Golfo, en frente de sus dos hijos. 

“Esto tiene que parar, ¿no les parece? Tenemos que cambiar esta mierda, no podemos acostumbrarnos”. Tocó Fíjate bien, una canción que habla sobre las minas antipersonales, sobre los armados que se creen dueños de la vida. Luego dijo que las reflexiones que tuvo para componer esta y otras canciones siguen vigentes: “Son 20 años de frustración, no más”. El mensaje caló en la audiencia justamente porque horas antes hubo una manifestación por la vida de los líderes sociales en el escenario Bio de Rock al Parque. Comunidades negras, con el apoyo de Channel One Sound System.

Cientos de personas esperaron horas bajo la lluvia. Foto: Miguel Ángel Salas

 

Mientras algunos asistentes extendían la pancarta que decía “No más líderes sociales asesinados”, una de nuestras periodistas, Laura, caminó preguntando cuáles eran las motivaciones de los asistentes y si, como nosotros, veían en la música una herramienta de cambio importante. Julieth, una de las personas que nos habló, dijo que le molestaba la corrupción, “que Colombia es rico pero lastimosamente ese dinero se queda en manos de pocas personas”. Ella quería escuchar al Tri de México. 

El movimiento feminsita estuvo presente a través de varias artistas, como Rita Indiana y The Warning. Foto: Miguel Salas

 

Hubo otro momento, cuando tocaron “Los Sordos”, en el que los asistentes gritaron por la canción “Muerte por asfixia en Transmilenio”. Se extendió un pogo enorme en el que se sentía que los ciudadanos se estaban desahogando sorbe los problemas que viven en la cotidianidad.

Después del pogo. Foto: Miguel Salas

Luego nos habló Carlos, otro joven que nos dijo lo siguiente: “Muchas veces no tenemos conciencia de los derechos, nos parece muy normal tirar papeles en las calles y no guardarlos y esperar a ver una caneca, me disgusta bastante”. Nos dijo que esos temas lo indignan, y que con la música “se puede reflejar todo lo que se está sintiendo; los instrumentos comunican un montón”. Y Santiago, un estudiante de Arquitectura, nos contó que para él Rock Al Parque es un espacio para conocer nueva música, para relajarse, para no “armar debates de temas que no son tan necesarios”. 

Mujeres cantando cuando tocó El Tri de México. Foto: Miguel Ángel Salas

 

En un momento se nos acercó una chica, nos pidió un encendedor para prender un porro: “Miren yo tuve una crisis consumiendo, como tres días teniendo alucinaciones ¿sabes qué es eso? Tuve un sueño donde me decían los años que le quedaban a la humandiad… Yo quiero rebelarme y pues estuido en los Andes y por eso quiero pasarme a la Nacho”. Pero sigues fumando…le dijimos. “Sí, no importa”. En ese momento iba a tocar Sodom en el escenario plaza. 

El regreso de Rita Indiana fue uno de los más esperados en Rock al Parque, le dio gracias a Chucky García por su regreso. Su música hizo bailar a más de uno y como si fuera la primera vez en palabras de Rita le dedicó a su esposa, El Blue Del Ping Pong. Foto: : Johana González

 

El día de cierre estuvimos hablando con Raúl, un estudiante de Diseño. Su motivación era clara: ver a Fito, a Draco Rosa, a Estados Alterados. Cuando hablamos sobre la situación del país nos dijo que Rock al Parque puede ser un espacio para que se digan cosas importantes y por eso le pareció “muy bueno el discurso de Juanes sobre la líder. En Colombia me molesta que se evadan temas importantes. Tal vez la gente lo hace por comodidad, por no pensar en eso, pero inconscientemente ignoramos muchos temas. Muy bien, Juanes”. 

Una de las postales del Pogo que dejó el festival. Foto: Miguel Salas.

 

La manifestación afro 

Estas fueron las palabras de los líderes afro en las tarimas de Rock Al Parque, cuando Channel One les abrió el escenario.

“La comunidad negra lucha por un interés: el de defender la vida y un territorio de vida. Queremos que hoy no haya guerra ni discriminación para poder avanzar a esta nueva sociedad. Por eso todos vamos a luchar por un lugar donde haya paz e igualdad. Venimos de montes, ríos, montañas, mar y quebradas, pronunciando una voz de alerta sobre la situación que vive el pueblo negro en Colombia. ¡Nos están matando! Es prohibido defender el derecho a la vida y el territorio, territorio mágico y ancestral, legado de nuestros ancestros africanos. Por defender la vida y el derecho al ser, compañeras como Sara y Tulua del Consejo Comunitario del Alto Mira fueron capturadas y sacadas del territorio y judicializadas como terroristas.

La defensa de la vida, la diferencia, defender los pulmones de la tierra no puede ser una sentencia de muerte. Ser líder social no es un delito e invitamos a que se pongan los zapatos de los líderes y lideresas que trabajan por nuestros derechos.

Como pueblo negro de Colombia hemos creado unos instrumentos de gobernanza basada en los principios de identidad, derecho al ser y autonomía acompañada de la participación de comunidades negras.

Nosotros, al igual que el Rock Al Parque, cumplimos 25 años de lucha en Colombia. Nuestra guardia Cimarrona, como mecanismo de protección para salvaguardar y defender nuestro territorio ha sido señalada como guerrilla. ¡No somos guerrilla! Pues el pueblo negro entero es guía y vigía de nuestro legado.

Nuestras mujeres negras son la base de la comunidad y permanencia del pueblo negro.  Desde distintos espacios hemos remado el respeto al ser, pues nos señalan y nos estigmatizan. Celebramos los 40 años de sonidos que cumple Channel One, que también es el grito de libertad del pueblo negro en el mundo. ¡Exigimos el Acuerdo Humanitario ya!”